Mensaje del Alcalde

No Podemos Ser Desesperados y Sin Perspectivas 

Mis Compatriotas Compatríoticos,

Vivimos el mes de junio entrelazándonos con el Ramadán que es el mes sagrado del Islam. Los días religiosos nos ofrece oportunidades en los términos de consciencia individual, limpieza mental y espiritual tanto como en el término comunal. Se vuelve a recordar los conceptos como la paz, la hermandad, la tolerancia, la solidaridad, la justicia en estos días. En este Ramadán también, Karşıyaka demostró de la mejor manera que era una ciudad que vive y hace vivir estos conceptos. Decenas de los habitantes de Karşıyaka no sólo vivió el pan y el agua en nuestros encuentros de cena para romper el ayuno y del suhur, sino también el honor y la felicidad de estar juntos, de la esperanza para los buenos días futuros y ser de Karşıyaka que se expresa con el dicho “Nosotros somos una gran familia”.

Mientras cumplimos las esperanzas extendidos en los años embelleciendo el rostro de nuestra ciudad con nuestras obras intensas de infraestructura, pusimos una vez más nuestra diferencia en cada área de la vida. Nos encontramos en los eventos más bonitos que los otros, nos pusimos honrados con los premios que habíamos recibido o entregado, Nos orgullamos con los éxitos individuales o en comunidad que habían obtenido los valores crecidos por Karşıyaka.

Demostramos una vez más en cada paso que dimos que éramos la ciudad del Veterano Mustafa Kemal Atatürk, de Zübeyde Hanım, de Nazım Hikmet, de Attila İlhan, de la contemporaneidad, del laicismo, en breve de la República.  Probamos una vez más que el dicho “¡El Fin y el cabo es Karşıyaka!” no se decía para nada. El mes de junio fue nuestro mes. Les agradezco a todos quienes reforzaron, fueron una parte, lo protegieron sabiendo su valor.

Mis Compatriotas Valiosos,

Hemos dejado atrás un invierno duro ardiendo con el dolor de nuestor mártires a cada uno de quienes conmemoramos con piedad, bajo las amenezas furiosas del terror y de la violencia, con los problemas que tenemos en los términos de democracia y los derechos humanos, con los problemas de que sufre el mundo el peligo de guerra en el primer lugar, Hoy en día tenemos los mismos problemas, pero sabemos que superarlos depende del entendimiento de “justicia” alto, ancho y profundo, estamos reforzando

Mientras deseamos que estos esfuerzos resulten con éxito, mi corazón es alivio y lleno de esperanza. Porque nosotros somos los hijos de quienes trajeron a existencia esta tierra natal buena y la República de Turquía que se está brillando con todos sus valores.  Los hijos de los antecedenetes quienes dijeron  “La cima de la montaña está cubierta de humo  / El arroyo de plata no se detiene, sino fluye / El sol ahora nace por el horizonte / Que caminemos, amigos!” y lo probaron no pueden ser nunca sin perspectivas y desespeados. 

El mes de junio, es Madımak con su fuego que lleva 24 años encendido. Quemaron a todos nosotros, dejaron cara a cara al país con un dolor irrecuperable y con una neuva vergüenza cuya cuenta se debe pedir. Conmemoraremos con cariño, con anehlo el 2 de cada junio a todos nuestros seres queridos a quienes perdimos en el fuego a ciegas del fanatismo y deshumanidad, expondremos nuestra determindad diciendo “¡Nunca más!”.

El 15 de junio de 2016, una banda fanática escondida hasta en nuestros capilares con la táctica y el apoyo extendido en años, intentó un golpe sangriente. Mató a cientos de nuestras personas y con la vista surgida por él, mostró que estábamos bajo una amenaza de destrucción tan grande Aquel día y después comprobó cómo  tenía una importancia vital nuestra protección del laicismo, la contemporaneidad, el derecho, la democracia y la justica. Ahora estamos tomando un examen juntos. Aprobaremos indefinitivamente este examen con la unidad de pensamiento y corazón. Si queremos estar con la frente en alto ante nuestros hijos, tenemos que hacerlo.  

Que este verano sea la estación de recordar todo esto y de una reanimación nuevísima. Llamemos de nuevo a nuestros gozos cuales se intentan privar. Digamos que paren los vientos que intentan sumirnos al cansancio y agotamiento.

“Los Conciertos de Parque” que hemos organizado en todas las partes de nuestro Karşıyaka y a lo largo del verano se vivirán no sólo como un evento de ocio sino también como gran encuentros en los que nuestro entusiasmo y nuestras esperanzas sean llamadas de nuevo.  Todos nosotros lo necesitamos mucho.  

Nosotros no consideramos la estación del verano solamente como un período de vacaciones.  Claro que vamos a descansar, claro que vamos a alivar el cansancio de un año enorme. Pero mientras lo hagamos, vamos a limpiar nuestros almas y pensamientos como cientos de nuestros niños y jóvenes en nuestras Escuelas de Verano.  El Municipio de Karşıyaka ha planeado este verano también con  estos pensamientos y sus trabajos se están continuando intensivamente. Ustedes van a recibir buenas noticias de nuestra parte.

Les deseo a todos esperanza, placer y un mes mejor para ustedes. 

¡Que bueno que tengamos nosotros mismos, que bueno que seamos Karşıyaka!

El Alcalde de Karşıyaka
Hüseyin Mutlu Akpınar